Conectate con nosotros

Notas

Cada vez más alarmantes los síntomas del cambio climático

Publicado

en

saltodelguairaaldia.com Portal de Noticias de Salto del Guairá

París, Francia. AFP.

Concentración récord de CO2, calor extremo, retroceso de los glaciares… Los últimos indicadores del cambio climático evidencian la urgencia de actuar, en vísperas de la 24ª conferencia de la ONU sobre el calentamiento del planeta.

El 2018 será muy probablemente el 4º año más caluroso desde que se iniciaron los registros de temperaturas en 1880, según la Organización Meteorológica Mundial (OMM). Así, el siglo XXI cuenta ya con 17 de los 18 años más calurosos.

Este verano boreal, Europa, el oeste estadounidense y Asia se vieron golpeados por olas de calor. En Portugal, Escandinavia, Japón y Argelia, por ejemplo, se dieron temperaturas récord, y también incendios gigantescos.

En el Ártico, la extensión del hielo marino se mantuvo muy por debajo de la media durante todo el año y registró un récord mínimo en enero y febrero.

Los glaciares del planeta también retrocedieron por 38º año consecutivo. En Suecia, el pico sur de la montaña Kebnekaise dejó de ser el más alto del país debido a las temperaturas excepcionales del verano.

La concentración de los tres principales gases de efecto invernadero –dióxido de carbono (CO2), metano y óxido de nitrógeno– alcanzó nuevos máximos en el 2017 y su avance prosigue este año.

La concentración de CO2, un gas que persiste durante siglos, fue de 405,5 partes por millón (ppm) en el 2017. La última vez que la Tierra registró semejante concentración fue hace entre 3 y 5 millones de años, según la OMM: La temperatura era entonces de 2 a 3 ºC más elevada y el nivel del mar superior de 10 a 20 metros al nivel actual.

Las emisiones de metano, procedentes sobre todo de las energías fósiles y a las actividades agrícolas, aumentaron en la última década. Su concentración alcanzó en el 2017 un nivel equivalente a 257% del registrado antes de la Revolución Industrial.

El alza del nivel de los océanos, variable según las regiones, fue de 20 cm de promedio en el siglo XX. Actualmente, se eleva a unos 3,3 mm anuales y el fenómeno parece acelerarse.
LA NACION

Sigue leyendo
Anuncio

Tendencias