Conectate con nosotros

Locales

El IPC de noviembre no fue incluido en reajuste salarial

Publicado

en

saltodelguairaaldia.com Portal de Noticias de Salto del Guairá

Al postergar el aumento del salario mínimo legal para diciembre, la inflación de 1% registrada en el último mes quedó colgada. Cálculo oficial señala que hubo 8,7% de suba de precios acumulada desde el último reajuste. Se analizan alternativas para corregir desfase fruto del manejo apurado y desprolijo.

INFLACIÓN

[email protected]

El aumento del salario mí­nimo en 7,7% fue aprobado para empezar a regir desde el mes de noviembre. Pos­teriormente, se anunció que la vigencia del nuevo sueldo mínimo iniciaría en el mes de diciembre, el problema es que al empezar a regir des­de el último mes del año, el incremento no considerará la inflación del mes de no­viembre, que llegó al 1%.

ANTECEDENTES

El incremento del salario fue implementado de ma­nera rápida y desordenada, de forma que sólo a días de finalizar el mes de noviem­bre, los empresarios se en­teraban que sus costos en sueldos aumentarían.

La falta de cuidado en la metodología utilizada para aumentar el salario mínimo conllevó a una modificación del plazo de inicio de vigen­cia del mismo, por lo que el incremento de G. 1.824.055 a G. 1.964.507 se retrasará un mes más en llegar a los bolsillos de muchos para­guayos.

Un aumento del salario mínimo del 7,7%, igual a la inflación acumulada desde el último aumento del suel­do, en marzo del 2014, hasta octubre del 2016, devolvería el poder adquisitivo a los trabajadores en el caso de ser implementado desde el mes de noviembre. Sin em­bargo, al comenzar a regir desde el mes de diciembre, el incremento del sueldo no toma en cuenta la inflación del 1% registrada en el mes de noviembre.

IMPUESTO INJUSTO

Para muchos la inflación es considerada el impuesto de los pobres, ya que afecta de manera más significativa a las personas carenciadas, que no pueden adaptar su estilo de vida y sus gastos a los incrementos de precios que registra la economía.

Para devolver el poder ad­quisitivo perdido a los tra­bajadores que ganan sueldo mínimo desde el mes de marzo del 2014 hasta el nue­vo incremento de salarios, el aumento debería incluir a la inflación del mes de no­viembre, equivalente al 1%.

Con estos resultados, la in­flación acumulada desde el último aumento alcanzaría el 8,7%, por lo que el incre­mento de salarios debería ser del G. 158.692, alcanzan­do así los G 1.982.747.

La manera apurada de lle­var a cabo la modificación del salario mínimo dejará a trabajadores con un poder adquisitivo levemente me­nor al que deberían acceder teniendo en cuenta la infla­ción. 5dias.

INMOBILIARIA. CAPITANBADO.
PUBLICIDADE:
11986443_1914721322085846_5295716831903172404_n

Sigue leyendo
Anuncio

Tendencias